Cervical, como curarlo.



Cervical: síntomas y causas.

El cervical es un trastorno doloroso del tracto del cuello, correspondiente a las vértebras cervicales. Puede tener diferentes causas :

> traumas, como latigazos, desgarros musculares que causan rigidez del cuello, caídas, accidentes;

> Posturas incorrectas prolongadas, debido al tiempo excesivo que pasa sentado o parado, o moviendo cargas demasiado pesadas;

> hernias y aplastamiento de los discos intervertebrales del tracto cervical;

> problemas generales en la espalda y las piernas : todo el sistema óseo está conectado, por lo que es probable que la causa del dolor cervical sea atribuible a problemas en otras partes de la espalda o las piernas;

> artrosis cervical : la artrosis cervical es una deformación de los cartílagos que cubren las articulaciones entre los huesos. Su origen puede ser una o más de las causas descritas anteriormente, continuadas durante tanto tiempo para causar una deformación permanente.

Los síntomas se refieren principalmente al tracto afectado, por lo tanto al cuello, pero el dolor también se irradia a la cabeza, con náuseas o mareos, y a los hombros, así como al resto de la columna vertebral .

A menudo, como resultado del dolor que se manifiesta, los sistemas de compensación muscular y esquelética se implementan instintivamente, tanto durante el movimiento como en reposo. Estos también pueden afectar negativamente las articulaciones de las piernas, brazos y órganos internos.

Remedios naturales para tratar la cervical.

Los siguientes remedios naturales pueden usarse para aliviar el dolor :

> aceites esenciales : los aceites esenciales pueden disminuir la tensión muscular consiguiente y, por lo tanto, disolver la rigidez que empeora aún más la postura, con recaídas directas en el tracto óseo cervical y en la artrosis cervical consiguiente;

> paquetes secos de semillas de cereza, insertadas en almohadas especiales y calentadas, o sal gruesa o fenogreco: se aplican en el tracto cervical y permiten calmar el dolor y aumentar la movilidad del cuello;

> Cremas a base de árnica de montaña o garra del diablo : relajantes musculares, le permiten aliviar la tensión y el dolor;

> masajes : los masajes, así como los tratamientos llevados a cabo por fisioterapeutas u osteópatas, pueden reequilibrar los trastornos musculares, así como relajar y alargar las partes involucradas. Además, ayudan a reeducar la postura correcta y el movimiento correcto de la articulación afectada.

Fisioterapeutas, kinesiólogos y osteópatas también pueden sugerir ejercicios diarios que pueden prevenir el dolor y controlarlo si ya ha surgido. En resumen, una buena educación postural, un fortalecimiento de los músculos y, por lo tanto, un trabajo constante de prevención son los mejores remedios para el dolor cervical y la artrosis cervical;

> Gimnasia y movimiento del área : en momentos de dolor agudo, el área que duele se queda lo más quieta posible. A veces esto puede ser un error, porque la inmovilidad empeora las condiciones que llevaron al dolor en sí, lo que aumenta.

En el caso del dolor cervical, también debido a la artrosis cervical, es necesario dejar pasar el momento de mayor incomodidad y luego actuar inmediatamente después de mover la articulación. Al hacerlo, los músculos que deben soportar la articulación comprometida se fortalecen y se evita que la situación empeore.

También lea Cervical: cómo dormir para reducir la inflamación >>

Artículo Anterior

Melilotus: propiedades, uso, contraindicaciones.

Melilotus: propiedades, uso, contraindicaciones.

El trébol dulce ( Melilotus officinalis ) es una planta de la familia de las leguminosas útil contra la celulitis, la retención de agua y los trastornos circulatorios . Averigüemos mejor. > > > > Propiedades del meliloto. Las hojas y las copas florales del trébol dulce contienen flavonoides, taninos y glucósidos cumarínicos, que liberan cumarinas por hidrólisis enzimática. Entre e...

Artículo Siguiente

Integración fascial: técnica, beneficios y contraindicaciones.

Integración fascial: técnica, beneficios y contraindicaciones.

La Integración Fascial es una técnica que actúa sobre la liberación de la tensión muscular y sobre los aspectos físicos, emocionales y respiratorios del cuerpo. Averigüemos mejor. La técnica de integración fascial. Si desea un enfoque explicativo, informativo pero también muy detallado en términos de referencias a la anatomía y la literatura científica, la mejor manera es estudiar el texto de Thomas Myers "Los meridianos miofasciales". En resumen,...